Bryan, esposo de Eva se levanta muy temprano en la mañana para desayunar. ¿Y que se consigue? A Eva Saens, su esposa, en ropa interior diciéndole: “lo único que hay para comer es mi rico coño húmedo, ¿quieres irte lleno a trabajar?”. ¿Quisieras tener la suerte de este hombre? ¿Cuantos no anhelamos despertar y que nos den un rico coño húmedo de desayuno?

  • Compartir
  • twitter
  • facebook

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?